Desde Union de Guardias Civiles, UnionGC siempre luchamos por todo el colectivo de Guardias Civiles. En esta ocasión hemos presentado por escrito ante la Dirección General del Cuerpo, una petición para que se compense económicamente a todo el personal perjudicado por las retenciones de los destinos realizadas en Cataluña que palien, aunque sea en parte, los perjuicios ocasionados por dichas retenciones.

Al parecer la Dirección General del Cuerpo no ha tenido en cuenta al realizar estas retenciones que los Guardias Civiles tienen hijos, vivienda, y a los que alegremente se les obliga a desarrollar unos desembolsos que van mucho mas allá del espíritu de sacrificio exigible a todo Guardia Civil.

Con la satisfacción del deber cumplido nuestras esposas no pagan las facturas ni se compran los libros y otro material escolar que necesitan nuestros hijos, el perjuicio de tener dos casas abiertas supone algo que el espíritu de sacrificio no deben de soportar nuestras familias.

Desde UnionGC sabemos que los guardias Civiles realizarán durante este periodo su labor con gran profesionalidad como siempre lo han hecho pero, exigir un nuevo sacrificio a las familias de los Guardias es algo que va mucho mas allá.

Como siempre, los Guardias Civiles serán los paganos de la cicatería del gobierno y de la Dirección general de la Guardia Civil, tanto los nuevos destinados como los retenidos en Cataluña ya que los que aquellos que acuden destinados allí y se encuentran con que no tienen donde alojarse, al estar los alojamientos ocupados por los retenido, también resultan perjudicados.