Tras recibir el borrador 2.3 de la norma, se han conseguido diversos avances en la materia, especialmente en algunos de los aspectos presentados por Unión de Guardias Civiles (UnionGC)

  • Se ha conseguido añadir un apartado específico para que estén EXENTOS los trabajos de entrenamiento y arbitraje deportivo.
  • Se ha modulado la prohibición de ejercer la segunda actividad durante el descanso semanal.
  • Se ha ampliado la disposición adicional que regula el reconocimiento de las compatibilidades previas a esta norma.
  • Se han perfilado diferentes aspectos de redacción del proyecto.

Sin embargo queda mucho camino por recorrer pues seguimos entendiendo que el carácter restrictivo de esta norma no se adecúa a la realidad social actual, e impide el reconocimiento del derecho a trabajar de los guardias civiles.

Somos contrarios a la necesidad de autorización médica a los compañeros aptos con limitaciones, o a la suspensión de la autorización o el reconocimiento por el simple cambio de empleo.

Especialmente, y tras la estadística mostrada, se puede observar como la escala más afectada es la Escala de Cabos y Guardias, quienes sus componentes ostentan la práctica totalidad de las compatibilidades reconocidas actualmente, prácticamente todas reconocidas judicialmente.